Costa Rica: Freno en la industria y el agro desacelera economía del país

El menor crecimiento que muestran la industria y la agricultura es uno de los principales factores que explica la desaceleración en la actividad económica.
En la serie del índice mensual de la actividad económica (IMAE) con corte a mayo, que publicó ayer el Banco Central, la cantidad producida aumentó 5,10% respecto al mismo mes del año anterior, con lo cual se acumulan tres meses consecutivos de desaceleración.
El IMAE es un indicador que procura medir la variación de la producción física de bienes (como microprocesadores y papas, por ejemplo) y servicios (educación y salud, por ejemplo). La serie usada excluye factores estacionales.
Otros sectores que crecen, pero a menor ritmo, son los servicios empresariales (incluyen los centros de llamadas), el comercio, la intermediación financiera y los seguros, los hoteles y la electricidad y agua.
Pese a los resultados, el Banco Central prevé que este año el aumento en la producción será mayor al 3,8% esperado.
“Si bien se espera que el crecimiento económico se desacelere en el segundo semestre del 2012, este se ubicará al término del año por encima de lo previsto en la programación macroeconómica”, señaló ayer la entidad en su comentario sobre la economía nacional.
Anoche, el economista Alberto Franco opinó que todavía un aumento de 5% (del IMAE) es alto respecto a lo visto en el país en los últimos seis o siete años, y que el resto de los sectores, fuera de la industria relacionada con zona franca, siguen creciendo parecido a lo que publicó el Banco Central en las series anteriores de este indicador.
Versión de cámaras. En el caso de la industria, que es el sector más grande de la economía, comenzó a enfrentar una menor demanda de otros países.
“Básicamente, la desaceleración del sector industrial en los últimos dos meses proviene de la desaceleración de las exportaciones industriales, particularmente del régimen de zona franca”, comentó Pedro Morales, asesor de la Cámara de Industrias.
En el agro, Álvaro Sáenz, presidente de la Cámara de Agricultura, atribuyó la merma en el crecimiento en este rubro a factores que afectan la competitividad, como son los trámites, el tipo de cambio y el impuesto sobre los bienes inmuebles.
Fuente: Nación

Comentarios