Alemania en peligro de “perder importancia” en el comercio de la fruta

Desde Fruit Logistica 2013
A partir de hoy y hasta el 8 de febrero alrededor de 55.000 visitantes, provenientes de 120 países convergerán en Berlín en la Feria Internacional Fruit Logística. La Unión Europea es el mayor importador de frutas en el mundo, pero en 2012-2013 los volúmenes probablemente se verán estancados, a lo que se suma el hecho que la producción frutícola en el viejo continente se verá reducida en un 8% con 34 millones de toneladas métricas (TM). Durante la conferencia de apertura del evento Dieter Krauss, presidente de la German Fruit Trade Association señaló que es necesario “un nuevo entendiendo” para mejorar esta situación. 
Dieter-Krauss-left-_-Fruit-Logistica-_-panorama

Un estudio de AMI muestra que los hogares alemanes compraron casi un 1% menos de fruta en 2012, con 87.9 kg cada uno. Aunque esta cifra no es una caída espectacular en ningún sentido, Krauss cree que el consumo per cápita de frutas y hortalizas puede elevarse de su nivel actual de 212 gramos por día, cifra que representa una tercera parte de lo que recomienda la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Para hacer frente a esta situación, la German Fruit Trade Association encargó un estudio a Rheingold para saber qué influenciaba los hábitos de consumo de los compradores.

Krauss dijo que el estudio demostró que los consumidores están conscientes del hecho que comer frutas y hortalizas fortalecen el sistema inmunológico, pero que ellos no quieren que se les esté recordando constantemente este “hecho evidente”.

“Una de las razones del por qué se desvanecido la apreciación por frutas y hortalizas se encuentra en la publicidad. Los anuncios promueven el precio como el único criterio para comprar los productos”.
“Desde los anuncios en radio y periódicos, desde los flyers hasta el mail, el mensaje es esencialmente el mismo. El foco está en el precio y calidad. La información sobre el producto, su sabor y las formas en que puede ser utilizado son prácticamente inexistentes”.

Krauss señaló a los presentes que es necesario un “nuevo entendimiento”, uno que involucre a todo el mundo.

“Los consumidores entienden la diferencia cuando se trata de otros productos. Todo el mundo sabe que no se puede comprar un auto de lujo por el precio de uno compacto”, señaló. “Pero con los alimentos, todo se agrupa y los consumidores esperan productos de alta calidad, seguros a un precio bajo”, agregó.

En el caso del mercado alemán Krauss señaló que si esta situación continuaba existía la posibilidad que los proveedores comenzaran a mirar a otros mercados en el mundo.

“El mercado alemán sigue jugando un rol importante, pero esto podría cambiar en el futuro. ¿Porqué?, por ejemplo ¿debería un productor de bananas en América del Sur, un productor de kiwi en Nueva Zelanda o un productor de cítricos en Sudáfrica suministrar sus bienes a un bajo precio a Alemania cuando puede vender ese mismo producto a un precio mayor en otras partes del mundo?”.

“Alemania está en peligro de perder su importancia como mercado, debido al espiral de la baja de los precios”.

A pesar de la mirada de Krauss ante el actual escenario, él confía en que los consumidores pueden ser persuadidos para comprar más frutas y hortalizas.

“Los consumidores quieren ser aconsejados, por ejemplo, sobre los beneficios de ciertas variedades, el sabor, cómo pueden ser utilizados los productos, cuánto tiempo duran, acerca de calidad. Tal vez quieran probar los productos antes de comprarlos”.

Krauss señaló a los presentes que la entidad que preside ha desarrollado un programa piloto – que será completado en abril de 2013 – que establece las bases para asegurar que los consumidores reciban más información y consejos de expertos.

Indicó que en lugar de centrarse en los precios y cualidades, se promoverá la frescura y diversión que trae consigo comer frutas y vegetales.

Datos 
Las manzanas, bananas y naranjas se encuentran entre las frutas más compradas. A estas le siguen los Easy Peelers y uvas.

Los melones se ubican en la sexta posición, superando a las frutillas.
Si bien la piña, peras y bananas mantienen su ubicación en el ranking, el estudio de AMI reveló una baja en las cantidades de estas frutas.

Comentarios